Saltar al contenido

Conoce porque los hijos no amarran a las parejas

un hijo no amarra a tu pareja

Estudios realizados por psicólogos reconocidos desmontan el mito sobre la creencia de que los hijos pueden amarrar a una pareja, así lo refiere un artículo publicado recientemente en la revista digital londinense The Psychologist, donde el psicólogo Nattavudh Powdthavee lo corrobora.

Esto se debe, según Powdthavee y colaboradores, a que las parejas con hijos desarrollan más tensión porque deben proveer a sus hijos de tiempo y bienes materiales, lo que podría agravar una relación ya fracturada por otras causas.

Descubre los mejores tips sobre como  complacer a un hombre

“La creencia de que un hijo puede amarrar a una pareja es toda una ilusión, pues es algo que para que fuese verdad, tendría que concentrarse solo en las cosas buenas de la situación”, asegura el especialista.

Sin embargo, Powdthavee aclara que la felicidad si puede ser posible cuando los hijos vienen al mundo pero solo en situaciones específicas, es decir, cuando los bebes muestran la primera sonrisa, aprende a caminar, etc., “esto solo será una felicidad momentánea, no necesariamente una constante”.

“Al traer hijos al mundo, los padres requerirán tener mucha madurez en actividades implícitas con la cotidianidad como el levantarse más temprano, cocinar, lavar, y otras tareas domésticas que muchas parejas no están dispuestas a tolerar”.

“El tiempo entre las parejas ahora tiene que ser dedicado a los hijos y esto puede alejar a un hombre y a una mujer, sobre todo, si su relación no es estable o bien edificada”, puntualiza el psicólogo.

Paternidad en países latinos

Esta más que demostrado y eso se nota sobre todo en los países latinos, que los hombres por su condición machista, tienen muchas mujeres que han dejado embarazadas y esto no les ha causado ningún tipo de remordimiento, mucho menos, las ganas o necesidad de establecer un compromiso con esas mujeres, al contrario, es la perfecta excusa para salir corriendo.

Cuándo es recomendable tener hijos

Es recomendable que las parejas establecidas formalmente y con metas en común se planifiquen para tener hijos como una forma de crecer juntos, siempre y cuando se lleven bien y mantengan una excelente relación donde prevalezca el amor, respeto, madurez, y estabilidad económica.

Define muy bien entonces que harás, si evaluar tu relación con sinceridad para trabajar sobre ella pero sin ningún tipo de manipulación hacia tu pareja.

Así que si quedaste embarazada creyendo que podrías retener a tu hombre, piénsalo muy bien y ten la suficiente madurez como para decidir si sigues soltera o te inventaras una para usar a tu futuro hijo como una herramienta o tabla de salvación, algo que no hará feliz a nadie.

Enfócate más bien en mejorar tu relación antes de quedar embarazada. Por ejemplo: promueve la comunicación entre ambos, el respeto, la sana convivencia y el compartir gustos en común. Definan primero si son realmente compatibles como pareja y luego decidan en tener hijos o no.

Si crees que es muy difícil enmendar errores, mejorar una relación ya deteriorada y no puedes manejarlo sola, busca ayuda profesional o alguien con experiencia que pueda guiarte hacia una mejor calidad de vida en pareja.